28 de septiembre de 2016

Impresiones con Security Hole, el Tetris que estabas esperando.

En cuanto pones la vista sobre Security Holeno puedes evitar pensar en Tetris. O en Welltris, el sucesor de Tetris programado también por Alexey Pajitnov allá por 1989, que era en 3D. Y la sensación se acentúa todavía más si miramos la procedencia del estudio de origen del juego, AnRaEl, de origen también ruso.



Sin embargo, aunque las semejanzas estéticas saltan a la vista, a poco que probemos su mecánica veremos que éste es el único parecido. Security Hole nos recordará a Tetris, pero tardaremos poco en darnos cuenta que como juego, no tiene nada que ver.

El juego consiste en girar la estructura que tenemos
para que encaje en la ranura. Fácil, ¿verdad?

De entrada, estamos hablando de un juego de puzles con historia. Ya, tampoco es que hoy en día sea una novedad, y de hecho ya el lejano The 7th Guest tenía una historia (y hace más de veinte años que salió), pero en los tiempos de Candy Crush en que vivimos no deja de ser algo a agradecer.

En Security Hole encarnamos a un hacker que, por circunstancias de la vida, se topa con una inteligencia artificial realmente avanzada que está intentando entrar en un sistema y necesita ayuda para inocular su malware en el sistema, todo con una estética muy cyberpunk y regado con una excelente banda sonora de corte electrónico, como no podía ser menos.

Más de 200 niveles nos esperan. Y, tal vez pensando en los e-sports,
el juego tiene un modo de juego sin fin.

En nuestro camino ayudando a la inteligencia artificial iremos luchando contra cortafuegos, antivirus y demás sistemas de detección de malware. Pero a diferencia de los hackers normales, aquí la forma de entrar en los agujeros de seguridad es exactamente esa, entrando literalmente en los agujeros de seguridad.

A medida que pasas niveles la estructura base y su proyección
son cada vez más complejas. Éste ya no es tan fácil, ¿eh?

Cada nivel tiene siempre el mismo objetivo: conseguir meter nuestras piezas por la ranura de seguridad. La forma de conseguir que pasen por los orificios es girando las piezas hasta encontrar la forma de que encaje con el perfil de la ranura - aunque en algunos niveles no hay que hacerlo con exactitud, sino que hay que conseguir que la proyección ortogonal quede dentro de los límites de la ranura. O dicho en cristiano, que no entrará limpiamente y tienes que encontrar un ángulo en que te entre todo entero.

¿Y este qué? ¿Chupado?

A medida que vas superando niveles estos se van complicando con más piezas e incluso variando la forma base de las mismas, que si bien al principio todos los componentes son cubos más adelante se van complicando y tomando formas más complejas.

Aunque no afecte para nada en la mecánica del juego,
su historia no deja de resultar interesante. Y encima, en español.

Por supuesto, no puedes liarte a girar y tratar de encajar la pieza por el agujero a placer sino que, según el nivel, tendrás limitaciones. Lo normal es la del tiempo - tienes un tiempo limitado hasta dar con la posición correcta, pero hay otras como por ejemplo el número de giros que se te permiten dar. Y ya cuando varias de estas limitaciones se juntan en un mismo nivel… ¡Uff!

Gracias a estas limitaciones el juego puede llegar a ser más frenético de lo que a priori se podría esperar de un juego de puzles, consiguiendo con esto mantener alto el grado de interés. Además, cada nivel es único - no es simplemente lo mismo que el anterior pero un poco más difícil, de forma que cada pocos niveles pasamos a una nueva fase donde se añade -o se quita- algún elemento: desde nuevas condiciones, a nuevas herramientas, algún power up nuevo o cualquier otra cosa que haga que cada grupo de niveles sea distinto al anterior.

Finalmente, si no conseguimos encontrar la forma de entrar, habremos fracasado. En fin...

Por todo ello, Security Hole es un juego ideal para todos aquellos a los que les gusten los juegos de puzles y, en especial, el tipo de puzle que pone a prueba nuestra percepción espacial. Por si fuera poco, el juego está totalmente traducido al castellano -cosa, recordemos, en absoluto habitual en un juego indie-, con lo que si alguna vez has disfrutado con Tetris, este juego te gustará.


Security Hole está disponible desde hoy en Steam

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada