21 de marzo de 2016

Impresiones con Star Castle Arcade. Homebrew del bueno para la consola Atari 2600

Por fin, tras una larga espera, Atari Age ha publicado la versión de Star Castle Arcade para nuestra querida consola Atari VCS. El juego ha sido desarrollado por Chris Walton (Juno First) y Thomas Jentzsch (Boulder Dash, Thrust), pesos pesados de la escena “homebrew”. David Torres, de Retrolaser, nos cuenta sus impresiones con la versión física del juego.



Star Castle Arcade es su nombre definitivo y deja claro se trata de una conversión de la recreativa Star Castle de Cinematronics, un sencillo pero a la par adictivo juego que constituye otro clásico de la edad de oro del arcade norteamericano.



Puede que por estos lares sea menos conocido frente a otras máquinas de marcianitos del momento, pero en su país de origen obtuvo cierto reconocimiento, suficiente como para que apareciera para la Atari 2600 una pseudoversión inspirada en el mismo, transformada en lo que conocemos como Yars' Revenge, diseñado por Howard Scott Warshaw - sí, el mismo que diseñó y programó E.T. Desde aquí aprovechamos para reivindicar que también sabía hacer buenos juegos.

Pero evidentemente y de forma intencionada, Yars' Revenge no era lo mismo. Mucho se ha hablado posteriormente y durante años de las limitaciones técnicas de la Atari VCS y la posibilidad de llevar a cabo una posible versión que fuera digna del arcade. Tanto es así que, frente a este reto, ya surgió una versión de Star Castle programada por D. Scott Williams (ex-trabajador en Atari) y autopublicada en 2012.

«Star Castle Arcade permite almacenar nuestros récords en el propio cartucho»

Sin embargo quedaba pendiente comprobar en nuestras consolas la versión preparada por Atari Age, y es el resultado es francamente espectacular. Los programadores han ido por todo lo alto para superar las limitaciones de la Atari 2600, con pantalla de título, banda sonora, tabla de récords y numerosas opciones de juego. Es importante destacar que los récords se almacenan en el propio cartucho, sin necesidad de usar ningún hardware adicional; una comodidad que convierte en imprescindible el hecho de no perder la oportunidad de conseguir el cartucho. El juego nos permite escoger entre cuatro niveles de dificultad y seleccionar el formato de TV (PAL, NTSC o SECAM).



Observando al auge del desarrollo "homebrew" para sistemas clásicos y cierta tendencia (por parte de algunos) a aprovechan la oportunidad para hacer caja rápida con productos mal acabados, es cuando con más intensidad debemos valorar el diseño, los detalles y el gran cuidado dedicado a proyectos como Star Castle Arcade, los cuales no se limitan al juego, sino también a su presentación y los extras, con una caja y un manual de instrucciones diseñados por Jordi Cabo, que de forma unánime fueron escogidos para la publicación del juego. Gustó tanto que incluso regalan un póster a gran tamaño de la portada del juego, junto a otros detalles para deleite de los coleccionistas, como un papercraft para que montemos nuestro propio mueble a escala de la recreativa de Star Castle. Todo ello con un resultado totalmente profesional.

«Debemos valorar el diseño, los detalles y el gran cuidado dedicado a proyectos como Star Castle Arcade»

El juego trata de adaptar los gráficos vectoriales del arcade original y así mantener el espíritu del mismo. Un juego rápido, directo y que mantiene la regla de oro de un buen arcade: fácil de manejar, difícil de dominar; asegurando el pique por superarnos, y no defraudando en la experiencia de sus programadores. Sin duda, proyectos como éste merecen ser reconocidos, mantienen viva la pasión por disfrutar de una consola tan clásica como es la Atari 2600 y sacian a su vez la curiosidad de experimentar hasta dónde se puede empujar los límites de la consola.



Podemos adquirir el juego en formato físico (cartucho, con o sin caja) en la tienda de Atari Age, además de disponer la ROM del juego de forma gratuita si queremos probarlo mediante un emulador o cartucho flash, aunque es en la publicación física en cartucho donde disfrutaremos del juego en su plenitud, desde su maravilloso packaging hasta la posibilidad de poder grabar nuestras mejores puntuaciones.



Y, cuando hayáis practicado lo suficiente, siempre podéis pasaros por Arcade Vintage para retaros a vosotros mismos, o enfrentaros a otros, en la máquina arcade original; la única disponible al público que tenemos en España, y que constituye un auténtico lujo.

 
uno-150
David Torres
Retrolaser.es
David Torres mantiene en Retrolaser.es su pasión por los videojuegos retro y subcultura de los 80, y el proyecto Recreativas.org para documentar y ayudar a preservar la historia y juegos de máquinas recreativas españolas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario