28 de abril de 2015

En Wildfire manipularemos el fuego pixelado y sorprenderemos a nuestros enemigos

Wildfire es un nuevo proyecto en Kickstarter que quizás se diferencia del resto de juegos que se presentan en la popular plataforma de crowdfunding por su originalidad y planteamiento. Los chicos de Sneaky Bastards han ideado un juego que promete plataformas y puzles, sigilo y la interacción con el fuego, el único 'arma' del que dispondremos durante todo el juego.


Diseñado a partir de unos gráficos pixelados bastante atractivos, en los que no faltarán los espectaculares escenarios parallax y unas animaciones más que correctas, Wildfire quiere conseguir un mínimo de 10.000 dólares para su financiación, aunque existen algunos objetivos superiores que permitirían a los diseñadores ampliar la aventura considerablemente. En cualquier caso la premisa del juego es bastante interesante, ya que gira en torno a una mecánica en la que el sigilo y evitar los enfrentamientos con los enemigos serán básicos.

La mecánica es sencilla, resolver las situaciones ya será otra cosa...


Sólo nuestro poder sobre el fuego, un elemento tan poderoso como desconocido, nos proporcionará cierta ventaja sobre nuestros enemigos. Así, tendremos que hacer uso de nuestra técnica con el elemento básico, interactuar con los escenarios y quitarnos de encima a todo bicho viviente que ose interponerse en nuestro camino. Según parece los primeros niveles serán bastante lineales, pero a medida que avancemos poco a poco el mapeado se complica y será habitual que podamos escoger caminos diferentes, volver sobre nuestros pasos, etc.



Sneaky Bastards tiene prevista únicamente la salida del juego en marzo de 2016 para ordenadores Windows, aunque no descartan posteriores conversiones a Mac y Linux (parece ser que se está desarrollando con GameMaker Studio). También hay disponible una versión alpha jugable para probar Wildfire antes de decidirnos a apoyarlo económicamente.

Más info en la página en Kickstarter de Wildfire

No hay comentarios:

Publicar un comentario